Nos obligan a molestarte con la obviedad de que este sitio usa cookies OK | Más información
receptor viark

Chincheta Autor Tema: Newton: profeta, hereje y alquimista  (Leído 2031 veces)

08/02/2012, 20:19

Conectado otroatletico

  • Usuario Nivel Máximo
  • *****
  • Gracias
  • -Dada: 420
  • -Recibida: 166
  • Mensajes: 74125
  • nunca es tarde
messageicon

Newton: profeta, hereje y alquimista

« en: 08/02/2012, 20:19 »
Newton: profeta, hereje y alquimista

Pasiones ocultistas del padre de la ciencia moderna

No tienes permiso para ver los enlaces. Regístrate o Autentícate

Newton dedicó a estudios heterodoxos la mayor parte de su tiempo. Sus manuscritos sobre alquimia, temas religiosos y profecías son mucho más abundantes que los de carácter científico. Y sus convicciones teológicas suscriben los más atacados argumentos de los dos grandes best-sellers de Dan Brown. Eso justifica la inclusión en sus tramas de éste que –como otros grandes científicos– fue también hermetista. De ello habla extensamente «Claves ocultas de El Símbolo Perdido», libro del que extractamos este texto.
En El Símbolo Perdido, Brown retoma esta gran figura de la ciencia, que ya jugó un importante papel en El Código da Vinci. Aquella polémica novela se basaba en las tesis del Priorato de Sión, mítica organización que se presenta como protectora de antiguos secretos y una supuesta descendencia de Jesús. Según sus falsos documentos –probablemente basados en una oscura tradición secreta ligada al Rosacrucianismo–, Newton habría sido precedido como gran maestre del Priorato por su íntimo amigo, el químico Robert Boyle. Y su sucesor en el mismo sería Charles Radclyffe, pionero de la moderna masonería escocesa junto al caballero Ramsay, quien expresó públicamente su profunda admiración por Newton como un gran iniciado que había redescubierto las profundas verdades ocultas en los Antiguos Misterios.
Más allá de afirmaciones tan dudosas, lo cierto es que que tanto el descubrimiento de su fascinación por la alquimia y por esa prisca theologia o tradición primordial –que también fascinaron a genios heterodoxos como John Dee o Giordano Bruno–, como el de sus cálculos proféticos, basados en la Biblia, viene a quebrar la falsa imagen de Newton como un sabio que vino a erigir una barrera racional entre las verdades científicas y las fatuas creencias de sus antepasados.
Todo comienza en 1936, cuando una montaña de manuscritos suyos son subastados en dos lotes, y uno lo obtiene el famoso economista liberal Keynes. Medio siglo antes, la Universidad de Cambridge había rechazado comprar a sus propietarios legales esos textos de carácter no científico, ocultados tras la muerte del genio por considerárselos «no idóneos para ser impresos»

Fuente: AÑO/CERO

 

GoogleTagged





PadreDeFamilia
!! ADVERTENCIAS !!: Las informaciones aquí publicadas NO CONTIENEN KEYS para la decodificación de ningún sistema: NO SON OPERATIVOS en sistemas SAT que precisen de su correspondiente suscripción. ESTA TOTALMENTE PROHIBIDO EL USO DE ESTAS INFORMACIONES PARA LA MODIFICACIÓN O DEFRAUDACIÓN DE SISTEMAS DE ACCESO CONDICIONAL. ESTOS FOROS SON MODERADOS Y NO SE PERMITE LA PUBLICACIÓN DE INFORMACIONES ILEGALES POR PARTE DE LOS USUARIOS. EN CASO DE DETECTARSE ESTE TIPO DE INFORMACIONES, LOS USUARIOS SERÁN EXCLUIDOS DE ESTAS PÁGINAS.
PROHIBIDA LA PUBLICACIÓN DE ENLACES A FIRMWARES ILEGALES